Parany/Barraca: Se remite segunda lista con 396 paranys activos a la Consellería, Seprona y Fiscalía

Castellón, 28 de octubre de 2008.

LA INMENSA MAYORÍA DE LOS PARANYS REMITIDOS EN LA PRIMERA LISTA (130) SIGUEN CAZANDO CON TOTAL IMPUNIDAD.

Ni la Conselleria ni nadie denuncia, o si se denuncia es como si no se denunciara. A efectos prácticos se caza con total descaro. Paranys situados junto a caminos asfaltados, a plena luz del día, siguen con su actividad. Actividad que se estima supone la muerte de cientos de miles de aves protegidas, entre 1 y 3 millones según el paso de aves.

LA MUERTE DE MILES DE AVES PROTEGIDAS NO PUEDE CONTAR CON LA COMPLICIDAD DE UN CONSELLER.

[ad#ad-1]Que el Conseller García Antón muestre tanta sintonía con APAVAL, con reuniones y promesas de legalización de la actividad, proporcionando “paranys científicos” a un grupo muy concreto de paranyeros entre los que se encuentra el Presidente, y tan poca con hacer cumplir las sentencias judiciales, incapacita al Sr. García Antón para ejercer sus funciones. Y lo incapacita pues entre sus funciones se encuentra defender las especies protegidas y no lo contrario, además de poner los medios para que las sentencias judiciales se cumplan.

La asociación espera que el normal funcionamiento del estado de derecho acabe por subsanar las graves deficiencias actuales ya que consideramos de extrema gravedad que las sentencias judiciales no se cumplan.

Comments

comments

2 Comments

  • Pingback: Bitacoras.com
  • Cuando los mecanismos del estado de derecho son incapaces de cumplir tres sentencias judiciales es que algo falla. El apoyo explícito de la Conselleria al parany nos da una pista de por donde va el asunto. Mientras tanto miles de aves protegidas mueren cada día, pero es una muerte silenciosa. Imaginaros que cada día al levantarnos encontráramos nuestras calles sembradas de pajarillos muertos. Eso es el parany, simplemente que no se ve. Si se vieran las consecuencias y el conjunto de la sociedad fuera consciente de los efectos del parany , éste no duraría un minuto, y el Conseller tampoco.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *